Último partido
 
Próximo partido
25/2/2018
 
Síguenos en Twitter RSS
       En portada
www.recre.org - Hernández: «Como no ha salido, pues como los niños en el colegio, lloro»

16/9/2004

Hernández: «Como no ha salido, pues como los niños en el colegio, lloro»
Califica de niñería la actitud de Viqueira, que le parece egoísta 
 
Afirmó que los representantes del jugador intentaron traspasarlo a otro club hasta el último día del plazo
 
 
Quique Hernández habló en la tarde de ayer sobre toda la polémica suscitada con Emilio Viqueira. Lo primero que hizo fue analizar el apoyo del consejo de administración hacia la figura del entrenador: "No cabe otra cosa. Yo creo que es lo correcto mientras el entrenador esté en el equipo. Y luego, cuando se pierda la confianza en el entrenador, lo normal es cesarlo. Pero mientras está, es lo que haría cualquier persona de fútbol y aquí se ha hecho. Me parece bien, vamos, me parece correcto". 
 
Continuó matizando sus palabras en sala de prensa el pasado domingo tras el partido ante el Real Murcia. Comenzó explicando qué quería decir sobre el 'foro equivocado' elegido por el jugador, en concreto las informaciones aparecidas en el diario El Mundo Huelva Noticias: "Sobre lo del foro, para hablar con los entrenadores y jugadores, insisto que siempre es el vestuario. Debe ser, pero hay libertad de expresión, y cada uno lo hace donde lo considera oportuno. En este caso, Emilio Viqueira eligió el de la prensa, y sale todo desde el principio en la prensa. Y la conversación que tengo yo con él es una conversación privada, y sale en la prensa 'he hablado con el entrenador y me ha dicho...' ¿Es mentira eso? No. ¿Pero se puede decir de otra forma? Sí. Se puede contar la verdad, y se puede decir 'he ido hablar con el entrenador y le he preguntado y me ha dicho...' No ha dicho ninguna mentira, pero el enfoque es distinto. Entonces, anteriormente le había dicho que no era bueno eso, y eligió ese camino. Entonces, ahí dentro hay unas normas que hay que cumplir, y ellos saben que el que elija el camino de sus problemas resolverlos en la prensa, yo no tengo ningún problema de resolverlos en la prensa tampoco. Si quieren transparencia, transparencia. Si quieren que lo arreglemos dentro, lo arreglamos dentro. Si se puede arreglar dentro todo". 
 
Siguió aclarando qué quería decir cuando hablaba del pulso que le había echado el jugador: "Yo hablo del pulso, y seguramente tampoco me expliqué bien porque no me habéis entendido. Y no me habéis entendido porque aquí ocurrió algo, claro. ¿Cómo puede ser que pudo jugar el día anterior y ahora resulta...? Si se piensa un poco, se sabe, pero de todas formas tenía que haberlo explicado. Fue una cosa que ocurrió en el partido del jueves de entrenamiento, la hablamos en el vestuario, y ahí es donde el entrenador entiende que el jugador le echa un pulso, delante de 25 compañeros. Ése es el tema". 
 
También matizó el asunto del peso de Emilio Viqueira: "cuando nosotros hablamos si un jugador está o no en forma, si tiene más o menos peso, como comprenderéis tenemos datos. Hacemos analíticas, que cuestan 30.000 pts. cada una, para tener datos objetivos. Se pesan todos los días, y tienen un seguimiento, y como comprenderéis no voy a salir yo con datos falsos, porque sería absurdo. Si digo que no está para competir, no está para competir. ¿Y por qué pones a uno que no está para competir para que pueda jugar el partido? Era un gesto del entrenador para decirle 'venga, trabaja, estimúlate, que esto da muchas vueltas. Y, de hecho, iba a salir si no se hubiera lesionado Merino. Era un gesto, aun sabiendo que no estaba para jugar. E insisto que se ha equivocado, en mi opinión, en la opinión del entrenador. 
 
Las causas de todo 
 
Y, aunque el consejo de administración lo niega, Hernández admite que el problema de fondo es con el contrato del jugador. "Todo este rollo, que es un rollo, es porque el jugador antepuso sus cuestiones personales, particulares, profesionales, a las del equipo. Y que tenía ofertas para salir, y como no ha salido, pues como los niños en el colegio, no me... pues lloro. No me das el bocadillo, pues lloro. Y hago mala cara, y entreno mal...". 
 
Pero no es que tenga derecho el jugador a mejorar, sino que,


Fuente: MauriSoft

Opina sobre esta noticia

Compartir en Facebook  Compartir en Twitter  Compartir en Tuenti